spot_imgspot_img

La importancia de la sexualidad

Dra. Cynthia Van Pratt

Por: Dra. Cynthia Van Pratt, Ginecóloga y Obstetra

Existen temas que se consideran “tabú”. En muchas ocasiones se procura no hablar de ellos y se tienen mitos. Sin embargo: ¿quién no quiere saber acerca de la sexualidad? A pesar de que muchos evitan el tema, este tiene gran trascendencia en el desarrollo del ser humano.

La sexualidad y el desarrollo sexual son parte integral de la persona y de la comprensión de las funciones, interacciones con otros y sentimientos sobre uno mismo. Los juicios de la sexualidad se enfocan en tres aspectos principales: cultural, físico y psicológico.

El sexo genético de cada persona se da al momento de la concepción (cuando la célula masculina y femenina se han unido para procrear un nuevo ser). El principio del desarrollo del embrión y la diferenciación sexual son pasos indispensables para la función biológica del individuo. El sexo biológico modifica el ambiente cultural y este a su vez es modificado por la historia. El sexo ha sido importantísimo en la determinación de la función que cada individuo juega en la sociedad.

La psicología de la sexualidad es difícil de definir. Aunque la información sobre el sexo y la sexualidad ha progresado en cada época, todavía hay ignorancia en la comunidad. Aquí es donde la participación de nosotros los médicos abarca la educación de nuestros pacientes y de la comunidad.

En la actualidad, el inicio de vida sexual a edades cada vez más tempranas nos obliga a tomar conciencia, como médicos, padres y amigos. Debemos orientar y apoyar al adolescente. En la educación sexual que  brindamos hay que referirnos a la respuesta y placer sexual, pero también a las bases de la anatomía y fisiología (funcionamiento) necesarios. Es conocido que, por ignorancia y desconocimiento de los factores anteriores, los adolescentes que inician actividad sexual dicen que sus experiencias son poco satisfactorias. Esta situación que ha sido comprobada estadísticamente puede contribuir hasta en un 50% con un fracaso matrimonial en el futuro. También puede causar disfunción sexual.

Para evitar las consecuencias adversas de la actividad sexual, es necesario que proporcionemos al adolescente la información y oportunidad de desarrollar habilidades para tomar decisiones. El sexo puede ser una ruta hacia resultados que podríamos considerar “buenos” (como son relaciones sexuales satisfactorias, gozo, embarazos planeados) o “malos” (sexo poco satisfactorio, contagio de enfermedades de transmisión sexual, embarazos no deseados). Estos últimos son los que debemos evitar a través de una educación sexual  en la cual se involucren padres, maestros y personal de salud entre otros.

Para profundizar en lo que es el sexo en una relación, se requiere cierto grado de comunicación abierta entre la pareja con sentimientos y deseos. La estimulación sexual en el adulto necesita una “simbiosis” entre el cerebro y el cuerpo. Cada persona responde según sus necesidades fisiológicas y psicológicas, únicas en cualquier situación. Las tensiones de la vida modifican los aspectos de la relación en conjunto y se reflejan en dificultades de la relación sexual. El sexo es parte de la comunicación total en una relación.

La expresión sexual significa mucho más que el “coito”. La parte táctil de una relación llena la necesidad psicológica de la intimidad. Se considera importante tener la comunicación y confianza entre la pareja para explorar otros métodos que puedan proporcionar placer y abarcar gran variedad de actividades que van desde caricias hasta la práctica de sexo orogenital. Se debe tomar en cuenta siempre los valores, principios y disponibilidad de la pareja.

La expresión sexual incluye conductas de amor entre los individuos. El sexo como recreación forma parte también de la conducta del adulto. Las decisiones sobre el sexo son tan difíciles para los adultos como para los adolescentes. De cualquier forma, siempre que existe un problema en la sexualidad, en el desarrollo de la actividad sexual, en el sexo mismo, les sugiero que tengan contacto con su médico o con personas que pueden ayudarlas y orientarlas. Un problema puede ser anatómico, fisiológico, psicológico o bien, tan solo cultural.

“Si no quieres repetir el pasado, tan sólo tienes que estudiarlo”.

Get in Touch

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Escriba el código de la imagen *

spot_imgspot_img

Related Articles

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD