spot_imgspot_img

Implantan dispositivo WATCHMAN #100 para la fibrilación auricular no valvular

El Centro Médico Menonita Cayey y su Centro Cardiovascular, establecieron una nueva marca al llegar al centenar de pacientes con el implante cardiaco WATCHMAN. El dispositivo cardíaco permanente de Boston Scientific está diseñado para reducir el riesgo de accidente cerebrovascular en pacientes con fibrilación auricular no valvular (FA).

El Centro Médico Menonita es una de las primeras instalaciones hospitalarias en la isla en ofrecer el dispositivo WATCHMAN, como una alternativa al uso de por vida de anticoagulantes para personas con fibrilación auricular no causada por un problema de válvula.

Se estima que siete millones de estadounidenses se ven afectados por la FA y en Puerto Rico la prevalencia de la condición se estima en 28,000. La FA produce un latido cardíaco irregular que puede sentirse como un corazón tembloroso. Las personas con FA tienen un mayor riesgo de accidente cerebrovascular en una proporción de cinco veces más riesgo que aquellas con ritmos cardíacos normales.

Dispositivo WATCHMAN #100

Roberto Rizzo, Business Unit Manager de Boston Scientific, explicó que “el dispositivo WATCHMAN cierra un área del corazón llamada apéndice auricular izquierdo (LAA, por sus siglas en inglés) para evitar que los coágulos sanguíneos dañinos que se pueden formar en el LAA ingresen al torrente sanguíneo y causen un derrame cerebral. Al cerrar la LAA, se puede reducir el riesgo de accidente cerebrovascular y, con el tiempo, los pacientes pueden dejar de tomar su anticoagulante”. Añadió el ejecutivo que el dispositivo WATCHMAN es una muestra del compromiso y el empeño de Boston Scientific por desarrollar tecnologías efectivas que contribuyan a salvar vidas. El dispositivo WATCHMAN sirve como una alternativa segura y eficaz para la reducción del riesgo de accidente cerebrovascular especialmente para aquellos pacientes que tienen una justificación clínica para dejar la terapia de anticoagulación, por ejemplo, pacientes que tengan antecedentes de sangrados por tomar estos medicamentos.

Por su parte, Dr. Pedro J. Colón Hernández, director del Programa Estructural e Intervencional del Cardiovascular del Centro Médico Menonita Cayey y cardiólogo que realizó la implantación, destacó que “Estamos orgullosos de haber realizado el implante #100 del dispositivo WATCHMAN. Al contar con esta tecnología definitivamente le ofrecemos al paciente una mejoría significativa en sus condiciones cardiovasculares. El hecho de que un paciente podría no tener. que tomar medicamentos anticoagulantes, a la vez que reduce el riesgo de sufrir un accidente cerebrovascular, sin duda es favorable para el paciente, le cambia la vida”.

El Dr. José Marcial, electrofisiólogo del Centro Médico Menonita Cayey recalcó que: “La terapia de WATCHMAN nos provee una solución no farmacológica y permanente de protección contra posible sangrado y derrame cerebral. El objetivo es continuar implementando técnicas innovadoras para brindarle una mejor calidad de vida a la población que confía en nuestra experiencia. Realmente es un logro que nos llena de satisfacción.”

El dispositivo WATCHMAN ha sido implantado en más de 200,000 pacientes en todo el mundo y se realiza en un único procedimiento. Es un dispositivo permanente que no tiene que ser reemplazado y no se puede ver fuera del cuerpo. El procedimiento es sencillo, se realiza bajo sedación profunda que facilita el hacerlo menos invasivo y dura aproximadamente una hora. Los pacientes normalmente pasan la noche en el hospital y se van al día siguiente. El dispositivo WATCHMAN™ tiene aproximadamente el tamaño de una moneda de 25 centavos y está hecho de materiales muy livianos y compactos comunes en otros implantes médicos.

Para obtener más información sobre el dispositivo WATCHMAN, visite: www.watchmanpr.com.

Sobre la fibrilación auricular (FA)

La fibrilación auricular (FA) es una afección cardíaca en la que las cavidades superiores del corazón (aurícula) laten demasiado rápido y con un ritmo irregular (fibrilación). La fibrilación auricular es la arritmia cardíaca más común y actualmente afecta a hasta 7 millones de estadounidenses. El accidente cerebrovascular es la complicación más común de la fibrilación auricular y los accidentes cerebrovasculares relacionados con la fibrilación auricular también son más frecuentemente mortales e incapacitantes. El tratamiento más común para reducir el riesgo de accidente cerebrovascular en pacientes con fibrilación auricular es la medicación anticoagulante, como la warfarina. Si bien son muy efectivos para reducir el riesgo de accidente cerebrovascular, los anticoagulantes aumentan el riesgo de sangrado grave con el tiempo y tienen ciertos requisitos y restricciones.

Get in Touch

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Escriba el código de la imagen *

spot_imgspot_img

Related Articles

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD